Purito proviene de “Purify” (Purificar) y la palabra “To”, que en chino significa suelo, hace referencia a la vuelta a las raíces desde una filosofía segura y honesta para nuestra piel.

Nació en el 2012, cuando dos personas crearon una marca de cosmética concienciada con el medio ambiente y se apoya en los recursos que la naturaleza ofrece para desarrollar sus productos, en lugar de acudir a químicos. Su filosofía defiende productos honestos, seguros y 100% naturales.

Como puntos fuertes de esta marca vegana destacamos que no testan en animales, sus ingredientes con Certificado EWG, que son productos hipoalergénicos, aptos para todo tipo de pieles, incluso para las más sensibles y seguros durante embarazo y lactancia.

Volver